Características de los sistemas DCIM robustos

Home » Blog » Características de los sistemas DCIM robustos

Un sistema DCIM es el encargado de gestionar las instalaciones de los centros de datos; existen una gran variedad de productos que ofrecen las capacidades de gestión necesaria y otros sistemas independientes que parecen tener todas las herramientas que se requieren para el control de los centros de datos, pero antes de elegir el adecuado se debe responder la pregunta ¿Qué deberían ser capaces de hacer estos sistemas?

Sean nuevamente bienvenidos a este espacio diseñado por TkmE, donde les compartiremos información y temas de interés relacionados con los servicios y productos especializados en soluciones de hardware y software para el monitoreo de diversas variables informáticas de su empresa. En la entrada de hoy les diremos las características con las que cuentan los sistemas robustos de gestión de centros de datos.

DCIM son las siglas en ingles de Data Center Infrastructure Management (Gestión de la Infraestructura de los Centros de Datos), que hacen referencia a herramientas para monitorear toda la infraestructura de un centro de datos, desde la eficiencia energética para reducir el coste de energía, refrigeración y también la gestión de activos de los que pueda obtenerse una medición.

Dependiendo de las necesidades de cada centro de datos son las variables que necesitan ser gestionadas. Los más pequeños sólo requieren tener datos sobre la temperatura ambiente, el consumo de energía, las alarmas para fuentes de energía ininterrumpidas (UPS) y fallos en aires acondicionados. Pero las grandes instalaciones requieren contar con otras variables como el monitoreo del PUE y maximizar la eficiencia tanto la energía como de la funcionalidad de los servidores.

Requerimientos para sistemas de gestión de centros de control integrados

Entre más robustos sean los sistemas de gestión, más elementos pueden ser instalados y monitoreados, pero no siempre todos los elementos son necesarios; por ello, en primer lugar se debe hacer un análisis de las necesidades el centro de datos a gestionar. Si se ha determinado que se requiere un sistema robusto, hay dos cosas importantes a considerar cuando se examinan enfoques de sistemas de gestión: universalidad y manejo de datos.

La universalidad se refiere a que debe cumplir con dos requerimientos. El primero es que el sistema sea capaz de conectarse con los aires acondicionados, sistemas de UPS, regletas, PDU’s, servidores, refrigeradores, bombas, sensores de temperatura, humedad y presión, medidores de flujo, torres de enfriamiento, generadores, monitores de batería, controles de iluminación, sistemas de protección contra incendios y seguridad, hardware computacional y todos los demás elementos que estén relacionados con la operación del centro de datos.

El segundo requerimiento es que debe poder gestionar todos los elementos anteriores, independientemente de los fabricantes de cada elemento; debe poder trabajar con cualquier hardware y poder pasar todos los datos disponibles al sistema DCIM sin fallos, errores o perdidas en los datos. Eso puede ser una tarea difícil, ya que debemos considerar los diferentes equipos con infraestructuras complejas de un centro de datos, la variedad de datos y los protocolos de alarma usados por cada fabricante.

Respecto al manejo de datos, se debe considerar que una amplia expansión de los elementos de un centro de datos viene con un aumento exponencial de la información que debe gestionarse. Si de verdad está midiendo y monitoreando todos los aspectos de un centro de datos, es demasiado para cualquiera, este volumen de datos es más del que ustedes necesitarían, a menos que sea un fabricantes queriendo recopilar un historial sobre desgaste, funcionamiento y eficiencia energética de los dispositivos; pero para un usuario promedio, bastante de la información recopilada no tendrá importancia. Sin embargo, su sistema de gestión necesitará capturarlo todo para evitar omitir los parámetros que se consideran importantes y son vitales para una adecuada gestión.

El manejo del gran volumen de los datos recopilados transformarlos en información relevante es lo que realmente distingue una solución adecuada de un sistema de gestión. Para que pueda ser una herramienta de gestión útil, todos los aspectos físicos, eléctricos, mecánicos y operacionales deben estar integrados y hacer lo siguiente:

  • Alertar de posibles problemas. Los mejores sistemas de gestión deben informar sobre los posibles problemas antes de que ocurran, resaltando gráficamente anomalías indicativas y cambios en parámetros operacionales de cualquiera de los elementos a monitorear.
  • Demostrar la habilidad de buscar más detalles sobre cualquier condición de manera rápida y fácil, presentando la información de manera clara en formato gráfico.

Pero lo que importa de la información es que esta sea la necesaria para manejar las operaciones y se presente en imágenes en 3D que puedan mejorar el entendimiento y ayudar a los usuarios a interpretar su significado y tomar acción más rápidamente, para evitar cualquier fallo que dañe la información de los centros de datos o a los centros de datos de manera física.

Una vez determinado que un sistema DCIM cumple con lo básico, hay otros aspectos que hacen un sistema robusto; por ejemplo, el sistema debe ser capaz de crecer y adaptarse a necesidades futuras. Siempre existirá la posibilidad de implementar un nuevo hardware y un flujo continuo de nuevos métodos y técnicas que modernizan las infraestructuras de los centros de datos, por lo que una solución gestión robusta debe ser capaz de integrar esas necesidades futuras sin problemas.

El gestionar centros de datos, incluso los más pequeños, en la actualidad se ha vuelto imposible si no se cuenta con un sistema de gestión. Depender únicamente de alarmar y lecturas esporádicas en los paneles de visualización por parte de los supervisores del centro de datos, es insuficiente debido a la cantidad de elementos que existen.

Si bien, para los data center más pequeños únicamente se requiere un monitoreo básico, el contar con una herramienta DCIM completa y robusta es una gran opción, ya que es muy probable que en futuro el centro de datos crezca y se incluyan más elementos que deban ser gestionados. Pensando en eso, en TkmE les ofrecemos el mejor sistema de gestión de centros de datos que permite la medición y el monitoreo de elementos como son: temperatura (salida de aire, retorno de aire, servidores, equipos críticos), humedad, derrame de líquidos, apertura de puertas, medición de corriente y voltaje (CFE, entrada y salida de UPS, planta de emergencia y PDU), así como el nivel de diésel de la planta de emergencia. Además, podrán visualizar la información en una sola pantalla y tener sistemas de mensajería vía SMS, email o torreta alarmada, que les permitirá tomar decisiones inmediatas para evitar que el data center quede parcial o totalmente fuera de operación.

Contáctenos y conozcan más sobre los servicios que en TkmE les ofrecemos.

Posted on